A la hora de proteger tu actividad online, es muy importante que dediques el tiempo necesario a elegir las herramientas adecuadas.

Siempre es recomendable leer con detenimiento las condiciones de servicio y, en el caso de las VPN (Virtual Private Network, en sus siglas en inglés), todavía más. 

Si no, puedes ser víctima de situaciones complicadas, como la que sucedió con Hola VPN hace unos años. Hola VPN es un servicio que se publicita como VPN pero que, en realidad, en su versión gratuita sirve solo para acceder a contenido bloqueado geográficamente, sin incluir tecnologías de encriptación ni cifrado, mediante un sistema peer-to-peer que deja expuestos a los usuarios.

Reseña de Hola VPN

Hola VPN Gratis: ¿A qué precio?

¿Quién tiene tiempo de leer todas las condiciones de servicio de cada aplicación y página web que utiliza? Este es uno de los problemas que existen en Internet hoy en día: hay infinidad de websites y de aplicaciones en Google Play, pero el tiempo para analizarlas antes de elegir la que más conviene en cada situación es escaso. 

Precisamente para ayudarte con esta tarea nace VPNPro. Nuestro equipo analiza las mejores VPN del mercado y te explica las características más relevantes de cada una para que ahorres tiempo en tu elección, siempre con la garantía de estar tomando una decisión segura para ti, elijas la que elijas. 

Cómo funciona Hola VPN

Hola VPN es gratis y, por ello, un servicio muy popular con millones de usuarios en todo el mundo. Uno de sus puntos fuertes es su facilidad de uso, ya que se puede instalar como extensión en navegadores como Chrome o Mozilla. Su principal gancho es que permite acceder a contenido bloqueado en un país. Lo hace a través de la técnica de enrutamiento. Es decir, el usuario accede a Internet a través del ordenador de otro usuario de HolaVPN ubicado en un país en el que el contenido no está bloqueado.

Este es también uno de los usos que se le puede dar a una VPN, y por eso, para algunos usuarios poco informados puede parecer que se trata de la misma tecnología. Sin embargo, mientras las VPN encriptan los datos y protegen la privacidad de sus usuarios, en Hola VPN el usuario se convierte en el producto. Su dispositivo es accesible para otros usuarios, entre los que se pueden colar hackers con malas intenciones. Te contamos a continuación con más detalle en qué se puede llegar a traducir esto.

Conexión de ordenadores

Hola VPN está basada en una red peer-to-peer. Es decir, funciona como un BitTorrent para navegación web. Si utilizas este servicio, tu ordenador se convierte en el servidor proxy de otro usuario. O sea, que para conectarse a Internet, otro usuario “se camufla” pasando por tu equipo y utilizando tu dirección IP. Del mismo modo, tú accedes al website al que quieres conectarte con la dirección IP de otro usuario que te sirve a ti de proxy. La tecnología P2P o peer-to-peer puede llegar a ser muy ingeniosa e innovadora, como ves.

El problema es que aplicarla en un servicio como este, en el que unos usuarios se exponen para que otros se protejan, ha sido muy criticado en el sector de la seguridad informática por ser poco ético. Uno de los aspectos que más se le critica al sistema de HolaVPN es que los usuarios gratuitos son los que quedan más expuestos. Los usuarios premium o de pago utilizan a los usuarios gratuitos como proxy, mientras que los usuarios de la versión gratuita son siempre el último nodo por el que los usuarios de pago salen a Internet. ¿Qué pasaría si alguien hace algo ilícito en Internet con tu dirección IP? Mejor no imaginarlo.

En el caso de que optes por el servicio premium, Hola VPN sí ofrece encriptación y cifrado de conexiones y datos. Sin embargo, también puede acceder a tu ancho de banda para ponerlo al servicio de otros usuarios premium. Todo se descubrió en 2015, cuando un hacker creó una botnet con miles de direcciones IP obtenidas en Hola VPN, con las que realizó un ataque al website de foros 8Chan.

¿Qué es una botnet? Básicamente, una red que conecta a multitud de ordenadores para que realicen una operación al unísono, de manera coordinada. En este caso, un hacker organizó un ataque de denegación de servicio (que consiste en saturar un servidor enviando muchas solicitudes al mismo tiempo) sin que los usuarios que estaban “prestando” sus ordenadores fueran conscientes de ello.

Conclusión: más inconvenientes que ventajas

Conectado a internet

Lo cierto es que hay algunos inconvenientes más en el uso de Hola VPN. Al capturar tu ancho de banda, tus conexiones a través de Hola VPN van a ser mucho más lentas. Por este motivo, está especialmente desaconsejada para descargar torrents o para acceder a servicios de streaming. Pero, además, al ser fácilmente accesible por hackers, se trata de un foco de vulnerabilidades varias. Por ejemplo, se pueden colar anuncios publicitarios que conducen a enlaces con programas de malware. Otro de los riesgos que presenta es que tus datos de navegación pueden ser fácilmente robados. ¿No es precisamente para evitar eso, entre otras cosas, por lo que estás buscando una VPN?

Las personas que buscan confiar su navegación a una VPN quieren escapar de peligros como el robo de datos y metadatos. HolaVPN no ofrece protección de cifrado ni encriptado en su versión gratuita. Sí es cierto que, incluso en su versión gratuita, permite acceder a contenido que ha sido bloqueado en un país determinado, a través de la dirección IP de otro usuario que vive en un país donde ese contenido no está censurado. Pero los riesgos a los que se exponen los usuarios, especialmente los de la versión gratuita, son tan grandes que su funcionalidad por sí sola no compensa. Sobre todo, si tenemos en cuenta que hay varias alternativas gratuitas que permiten hacer lo mismo y que son mucho más seguras.

Alternativas a Hola VPN más seguras

Hay otras VPN gratuitas que ofrecen más seguridad que Hola VPN. Su principal ventaja frente a las de pago es que no tienen ningún coste para el usuario. En cuanto a sus inconvenientes más destacados, se encuentran las limitaciones que ofrecen en su ancho de banda, lo que se traduce en velocidades más lentas, así como un menor nivel de cifrado y, por tanto, de seguridad y anonimato. Sin embargo, pueden ser una buena opción para empezar a beneficiarse de la tecnología VPN.

Atajo: haz clic en el logo de cada proveedor para leer la reseña que hemos escrito sobre ellos.

ProtonVPN

ProtonVPN logo

No limita la cantidad de descargas ni el ancho de banda, por lo que es buena para practicar torrenting. Ofrece un buen sistema de cifrado en su versión gratuita, aunque, como es natural, las mejores características se reservan para su versión de pago. Es una aplicación fácil de usar y que permite cambiar con frecuencia de servidor. El principal inconveniente de la versión gratuita es que no se puede acceder a todos los servidores ni tampoco utilizar la aplicación en más de un dispositivo.

Windscribe VPN

Windscribe VPN logo

Esta VPN está recomendada para aquellos usuarios que buscan navegar o transmitir contenido con bloqueo geográfico. Además, ofrece seguridad adicional en situaciones como el acceso a contenido sensible (por ejemplo, de banca digital) en puntos Wi-Fi públicos. Una de sus características principales es que ofrece 10 GB de transferencia que se pueden ampliar aún más al hacer promoción de la VPN en redes sociales y entre amigos. Su bloqueador de anuncios y su protección frente a filtraciones es muy buena, incluso en su versión gratuita. Se desaconseja utilizarla para acceder a servicios de streaming como Netflix en otros países, pues este uso está bloqueado.

TunnelBear VPN

TunnelBear logo

Esta opción es una de las más valoradas por los expertos por sus protocolos y altos estándares de seguridad y de garantía del anonimato. Sin embargo, tiene una importante limitación en su versión gratuita: la transferencia de datos es de solo 500MB mensuales. Es una buena opción para usuarios principiantes que quieren acceder a contenido web con bloqueo geográfico o camuflar su ubicación física. Igual que otras alternativas gratuitas, no permite acceder a servicios como Netflix en otros países.

Hotspot Shield VPN

Hotspot Shield VPN logo

Es el más popular de todos los servicios VPN gratuitos. Precisamente por eso, pese a ser uno de los que ofrece mayor tasa de transferencia, a veces sus servidores pueden sobrecargarse y ser algo lentos. Si te preocupa tu privacidad, no parece que esta alternativa sea la mejor, ya que son conocidas sus prácticas invasoras de datos. Tiene algunos puntos importantes a favor, como un cifrado de grado militar y la posibilidad de suplantar la dirección IP. Puede ser una opción si solo buscas una VPN para desbloquear contenido censurado geográficamente.

No obstante, desde VPNPro, siempre recomendamos contratar alguno de los servicios VPN de pago reseñados en nuestro sitio. En primer lugar, porque han sido testados de manera independiente por nuestro equipo y esto da un plus de garantía. En segundo lugar, porque todas las VPN gratuitas están orientadas hacia la compra de unos servicios premium que cualquier usuario preocupado realmente por su seguridad informática va a terminar contratando. Entonces, ¿para qué esperar?