Se acabaron los días en que los periodistas llamaban discretamente a sus fuentes desde oscuros teléfonos públicos para recuperar todos los datos picantes que usarían en sus artículos. En cambio, ahora todo está en línea. No es necesario perder tu valioso tiempo cuando toda la información requerida puede ser enviada a tu oficina.

Sin embargo, las nuevas tecnologías también traen consigo muchos problemas de seguridad. Es más fácil que nunca que alguien obtenga toda la información confidencial que tienes. También es posible que las personas identifiquen a tus fuentes a través de tu historial de Internet y tu correspondencia.

Te llevaremos a través de algunos de los aspectos básicos de la seguridad en línea para periodistas. Mencionaremos varias formas a través de las cuales tu anonimato en línea podría estar bajo amenaza. También analizaremos las diferencias entre anonimato y confidencialidad y cómo te puedes dar cuenta de ambos. Por último, mencionaremos cómo una VPN puede protegerte de estos peligros potenciales y te recomendaremos una.

Anonimato vs. confidencialidad

El anonimato y la confidencialidad pueden parecer lo mismo, pero hay una ligera diferencia. Los datos anónimos se envían de tal manera que el remitente oculta su identidad de todos. Los datos confidenciales, por otro lado, generalmente tienen algún código para identificar quién envió la información.

Los datos anónimos pueden tener información que es mucho más explosiva (potencialmente peligrosa), pero también puede ser falsa, ya que no es posible (o al menos extremadamente difícil) identificar la fuente. La información confidencial es mucho más confiable y la envía una fuente con la que puedes haber tenido correspondencia previa.

Te guiaremos a través de algunas amenazas a las que puedes estar expuesto de acuerdo con la información confidencial que se te envía. Sin embargo, no hay mucho de qué preocuparse, ya que también te daremos consejos sobre cómo protegerte de estas amenazas.

Protección de las fuentes

Protección de las fuentes

Cualquier periodista de renombre logra construir una lista de fuentes confidenciales a lo largo de su carrera. Algunas de estas fuentes se encuentran en posiciones altas y eso hace que tengan mucho que perder si se revelan sus identidades. El nuevo método de comunicación por Internet puede tener muchas ventajas, pero tienen un costo cuando se trata de proteger tu identidad.

Hay medidas de seguridad específicas que la fuente puede tomar de su parte, como asegurarse de que no utilicen una computadora de trabajo o una red de oficina para transmitir información. También es una buena medida usar nombres en código en lugar de sus nombres reales para tener una capa adicional de protección.

Las fuentes generalmente tienen múltiples medidas de seguridad, como tú también deberías. Sin embargo, una de las cosas que ambos pueden hacer es usar una VPN. Una red privada virtual es una de las mejores maneras de garantizar el anonimato en línea en ambos extremos de la conexión.

Cómo una VPN te garantiza el anonimato online

Una VPN es un servidor alojado en una ubicación remota a través del cual se envía todo el tráfico de Internet. Es fácil para cualquier persona acceder al historial de tu navegador, incluido tu ISP. Justamente tu ISP puede estar vendiendo el historial de tu navegador a terceros.

Es posible que otras agencias gubernamentales y agencias contratadas por el gobierno también quieran meterse en tu comunicación para identificar tus fuentes. Por esa razón, una VPN puede garantizar la seguridad cifrando tus datos y pasándolos por un router a través de un servidor seguro. Te recomendamos que utilices ExpressVPN ya que tiene todas las características de seguridad necesarias.

Protección de la información

Tus fuentes no son la única entidad que puede verse comprometida a través de los riesgos de la ciberseguridad. También es posible que la información que tienes pueda estar bajo amenaza. Hay muchas personas, incluidos otros periodistas, que pueden beneficiarse de acceder a tus archivos.

¡Sólo imagínate si alguien pudiese acceder a tus archivos privados! Vería todos los proyectos en los que estás trabajando. Hoy en día, es habitual que las personas almacenen sus datos en una nube y puedan acceder a ellos desde cualquier lugar. Si los archivos se guardan en un servidor de la empresa, es más fácil para ciertas personas acceder a la investigación y a otros datos privados de toda tu organización.

En ciertos países hay que estar al tanto de los gobiernos, ya que tienen un control estricto sobre su Internet (por ejemplo, China) y es posible que no te permitan realizar una investigación adecuada. Esto no solo restringe tu acceso a un mundo de mucha información, sino que intentar acceder a él puede ocasionarte problemas legales.

Uso de una VPN para un Internet sin censura

Internet sin censura

Una VPN te protegerá de todos los problemas que puedas encontrarte para proteger tu información. Ya hemos mencionado cómo una VPN puede cifrar tu tráfico y evitar que los ‘hackers’ accedan a tus datos. También puedes usar una VPN para obtener acceso ilimitado a Internet.

Dado que no te conectarás directamente a ninguno de los sitios web a los que no tienes acceso (ya que en su lugar te conectarás a un servidor remoto), podrás navegar por Internet sin censura. Lo que es aún más sorprendente es que, aunque las autoridades podrán determinar si estás o no conectado a una VPN, no podrán determinar qué sitios web estás visitando.

Conclusión

Hemos descrito algunas de las formas en que los periodistas pueden ser considerados responsables y aún así perder todo su trabajo duro. También te explicamos algunas de las razones por las que necesitas proteger tus fuentes y cómo podrían exponerse.

Si ExpressVPN no es adecuada para ti, también puedes probar TorGuard. Este servicio también será capaz de proporcionarte muchas características esenciales y protegerá tu anonimato en línea. Sea cual sea la VPN que elijas, es una buena idea también que tus fuentes utilicen una VPN, ya que ayudará a que os protejáis ambos.